La primavera supone para muchas personas el comienzo de las alergias respiratorias que, en este periodo caracterizado por la presencia de la COVID-19, puede crear dudas sobre si realmente se trata de síntomas del virus o de alergia. 

La primera señal que hay que considerar para saber qué problema nos afecta es la presencia de fiebre. En caso de una simple alergia no se presentan nunca subidas de la temperatura corporal. Además, la forma viral tiende a empeorar con los días, independientemente de si se está en ambientes interiores o exteriores, mientras que las formas de alergia primaveral se agudizan al encontrarse en el exterior, dado que aumenta el contacto con los agentes irritantes. La forma viral normalmente también causa dolores en todo el cuerpo y un cansancio muy acusado, síntomas que no se producen en caso de alergia. 

Para defendernos de los virus, pero también de las molestias causadas por las alergias en los ambientes que ocupamos diariamente, podemos equiparnos con un ionizador de aire como JoyBion. Gracias a la ionización bipolar controlada que utiliza, JoyBion emite iones positivos y negativos de manera perfectamente equilibrada para reproducir en nuestros ambientes una naturaleza virgen.

JoyBion dispone además de un programa de ozonización que se puede activar cuando resulta necesario desinfectar el local.

Para saber más sobre el ionizador JoyBion, haz clic aquí.

Compartir